En horas de la mañana, el secretario de Seguridad Preventiva, Diego Lllumá, explicó por LT10 que el operativo diseñado y aplicado para contener a los hinchas sabaleros desde el viernes a la tarde hasta el domingo fue acorde a la situación, aplicable y realista.

Desde el viernes, una vez que finalizó el partido en el que Colón derrotó 3 a 0 a Racing y se coronó campeón, los hinchas sabaleros salieron a copar las calles de la ciudad, pese a que está prohibido en el marco de las restricciones por la segunda ola del coronavirus.

El mismo movimiento se registró el sábado con una eterna caravana con bocinazos que se extendió desde media mañana hasta entrada la noche del domingo, y que se volvió a repetir en la tarde del domingo, luego de una convocatoria por redes sociales.

La policía sólo accionó conteniendo la situación y despejando algunas zonas, sobre todo después de las 18 horas.

Según Llumá, los operativos se diseñaron en función de medir el impacto por los delitos que no se cometieron: como la vandalización de estadios, homicidios y agresión entre personas intoxicadas.

 

DEJA UNA RESPUESTA