El estudio realizado a dos pacientes fallecidos durante el último mes en la localidad de Vera permitió confirmar la circulación de la cepa del Reino Unido en el departamento. Los exámenes realizados por el Laboratorio Central de la provincia, explican de alguna manera el fuerte aumento en el número de casos registrados y la gravedad de algunos cuadros.

La Dra. Elisabet Perlman, que coordina las acciones territoriales para enfrentar la pandemia, explicó que “esta cepa tiene un 68 por ciento de mortalidad, lo que representa un 16 por ciento más que la de la cepa Manaos”.

Sin camas y en plena adecuación de espacios para atender la demanda creciente de infectados, Perlman pidió respetar los cuidados, porque “más allá de la economía, si no tenemos salud, no podemos hacer nada”, manifestó.

“La predisposición es la mejor para atender a la gente, ya gestionamos 40 tubos de oxígeno y están llegando vacunas de Sinopharm, AstraZéneca y Sputnik, del primer y segundo componente”, con lo cual “vamos a acelerar el esquema de vacunación”, agregó la profesional.