Santa Fe podría recibir pacientes infectados de otras provincias

Las autoridades sanitarias santafesinas mostraron apertura ante la posibilidad de internar a personas con Covid provenientes de las zonas más complicadas.

La situación de la pandemia en varias provincias argentinas es preocupante. Los casos de coronavirus van en aumento y las autoridades buscan posibles soluciones para enfrentar este momento. Ante este panorama, se consideró que aquellas provincias que presenten menos casos alberguen a pacientes que provengan de zonas complicadas.

En este marco, las autoridades sanitarias de Santa Fe admitieron al diario La Capital que existe la posibilidad de contener este incremento y recibir pacientes, si se producen desbordes o colapso en provincias vecinas.

“La provincia de Santa Fe está enmarcada en un plan estratégico nacional, bajo las directivas del Ministerio de Salud nacional. Y esto viene sucediendo desde el inicio de la pandemia”, remarcó la ministra de Salud provincial, Sonia Martorano, quien enfatizó que “en este contexto, la colaboración dentro de los planes nacionales y federales, siempre es mutua. Hay una mirada federal que se articula entre todos los niveles del Estado”.

A su turno, Jorge Prieto, secretario de Salud santafesino, resaltó que no hubo aún un pedido formal. “Argentina es un país federal y todavía no se habló nada. Como hermanos provincianos, si viene una determinación del gobierno nacional, en función de las condiciones de cada provincia, se aceptará”, expresó.

Y profundizó: “Todavía no hay nada convenido, pero como país federal que somos, estamos abiertos a lo que se necesite de otros lados”.

Prieto reconoció que la chance es real. “Todavía no hay nada escrito, nada convenido, pero es una posibilidad y por eso estamos atentos”, confió.

Sobre la estrategia a utilizar en la provincia, el funcionario comentó que “en Santa Fe hoy hay una ocupación de camas que ronda el 65 por ciento, pero a partir del lunes la intención es desocupar varias y poder disponer del 50 por ciento”.

Y explicó: “En la provincia hay diez internados por Covid-19, uno solo con asistencia mecánica respiratoria. Y, entre el sector público y el privado, son más de 800 camas posibles, con respiradores. De esa cantidad, teníamos en el sistema público 150 y las duplicamos. De esta manera, si la pandemia sigue así, nos permitirá atender en tiempo y forma a cada uno”.

El secretario provincial se encargó de remarcar que ante esta situación “hay que mantener una mirada solidaria, y entender lo que es el federalismo en una pandemia. Entre todos tenemos que darnos una mano”.


DEJA UNA RESPUESTA