La Agencia de Investigación Criminal detuvo a un hombre que era investigado por el robo de una importante cantidad de dinero de una vivienda ubicada en 25 de mayo al 3300.

Según el relato policial, este jueves, personal de la AIC detuvo a J.M.A de 31 años por un robo ocurrido el pasado 13 de junio en un edificio ubicado en esa dirección.

La investigación se inició a raíz de una denuncia radicada por la víctima, quien denunció que que le habían robado en su departamento.

La mujer había llamado a la empresa de ascensores para un servicio técnico en el edificio y, mientras ellos trabajaban en el lugar, desapareció un sobre con dólares que ella había dejado sobre la mesa de su hogar.

En una primera instancia, efectivos de la URI hicieron un allanamiento en la vivienda de uno de los trabajadores pero no encontraron el dinero requerido.

Por ello, personal de la AIC continuó con las investigaciones y dio con A.J.M, quien había comenzado a adquirir bienes personales, materiales para la construcción y a edificar un inmueble, llamando la atención a los investigadores, ya que dichos movimientos económicos no eran acordes a sus ingresos mensuales.

Es así, que este jueves, personal de AIC, allanaron un domicilio de calle 9 de Julio 9200, donde secuestraron cuatro teléfonos celulares, la suma de $123.300 en efectivo, facturas de compras y documentación de interés a la causa y detuvieron al principal investigado.

Interviene en la causa el fiscal Ignacio Lascurain.