Las nuevas restricciones anunciadas por el gobierno provincial determina el cierre de los gimnasios por un lapso de siete días para contener el aumento de casos por coronavirus.

Sin embargo, la medida no es bien recibida por los empresarios que se niegan a volver a cerrar sus puertas y por eso anunciaron que el lunes trabajarán con normalidad, bajo los protocolos que vienen aplicando.

A través de un comunicado, la Cámara de Gimnasios de Santa Fe explicó que la medida es un “enrome perjuicio”, y hacen un “llamado enfático a rever de manera urgente tal decisión a los fines de no perder mas puestos de trabajos y cierres de gimnasios”.

Por otro lado, remarcan que consideran “de viral importancia a sectores como el nuestro, verdaderos agentes y aliados de la salud, que a más de cientos de días de la reapertura hemos reportado ceo casos de contagios y cero casos de propagación del virus ya que hemos sido serios, comprometidos y responsables a la hora de aplicar los protocolos”.

De esta forma, anunciaron que en las ciudades de Santa Fe, Santo Tomé, Rafaela, Esperanza y Galvez trabajarán con normalidad.