Una pequeña acude a su madre para contarle que vio un “conejito bebé” en el cuarto. La mamá la sigue enternecida hasta la habitación, pero para su sorpresa el gato está jugando con otra cosa.

La nena señala tranquila el animal que vio y resulta ser una rata.

La mujer entra en pánico y comienza a gritar, al tiempo que abandona la habitación.