En el comienzo de esta semana, la ministra de Salud de Santa Fe, Sonia Martorano, anticipó que entre diciembre y enero se otorgarán vacaciones de entre 5 y 10 días al personal médico que está trabajando arduamente desde el inicio de la pandemia.

Así lo afirmó en declaraciones radiales a LT8, radio rosarina. Allí, la titular de la cartera sanitaria se refirió al reclamo que personal del área salud planteó la semana pasada: la compleja situación que viven a raíz de la sobrecarga de tareas y la imposibilidad de tomar licencia para descansar en el marco de la pandemia de coronavirus.

Cabe recordar que estas licencias están suspendidas por decreto provincial. Al respecto, la ministra de Salud respondió: “No es que no haya licencias. Cuando se inició la pandemia, por decreto del gobernador se suspendieron las mismas, algo lógico en ese momento porque no sabíamos que iba a llegar hasta noviembre o diciembre. Cuando esto comenzó, se suspendieron las licencias para que todos estuviéramos alistados para cubrir la emergencia”, explicó la titular de Salud.

La funcionaria agregó que ahora “se vuelven a otorgar licencias con el cuidado pertinente. La idea es que si la situación sanitaria cambia haya personal de recambio. Se van a otorgar entre 5 y 10 días con reemplazos. Algunos ya están tomando. Las licencias se darán para que en diciembre y enero puedan descansar en espera de lo que puede venir más adelante”.