La ministra de Salud, Sonia Martorano, brindó una conferencia en el marco de la recorrida al Hospital militar de campaña, instalado en el predio del Liceo “General Belgrano”. La funcionaria destacó que gran parte de la virulencia del virus en Santa Fe, responde a la circulación comunitaria de la cepa del Reino Unido.

Si bien la titular de la cartera sanitaria sostuvo que la Provincia tiene enfocados sus esfuerzos en aumentar el número de unidades de internación, “el límite es el personal finito, por eso llamamos a la población a bajar los contagios, porque a este ritmo pronto no habrá camas”.

Sobre la evolución de la cepa, la funcionaria explicó que “el virus busca sobrevivir, por eso muta y cambia, siendo más agresivo, hecho que se genera a mayor sociabilización”.

A diferencia del primer pico de la pandemia, “las personas jóvenes son quienes más utilizan el respirador. Por un lado, porque la gente mayor se cuida más y también porque gran parte de esa población está vacunada”, argumentó.

Asimismo, Martorano explicó que los tratamientos y atenciones no ha variado demasiado, ante la inexistencia de antivirales específicos. “Si bien tenemos medidas de soporte respiratorio nuevas, continuamos con el uso de corticoides, antitrombóticos, plasma, suero equino, como forma de paliar la enfermedad, pero no tenemos nada nuevo para combatirlo”.