El Ministerio de Seguridad de la provincia anunció la llegada de 102 gendarmes a la ciudad de Santa Fe para desarrollar nuevas modalidades operativas. El objetivo es combatir la inseguridad y reducir los altos niveles de violencia violencia.

El Ministro Jorge Lagna detalló que se van a “coordinar modalidades operativas muy diferentes; no solo lo que se venía haciendo sino también en los barrios, en las entradas a los barrios, en las avenidas; de acuerdo a la información que tenemos desde la municipalidad, del Ministerio (de Seguridad); del Ministerio Público de la Acusación, en cuanto a las zonas de mayor conflictividad”.

Precisó que a partir de marzo, y una vez que se sumen mil agentes más a Rosario, el trabajo de las fuerzas federales a nivel provincial será en base a dos aspectos: “ocupación del territorio y en investigación criminal”.

Comentó que se sumarán a la ciudad “40 patrulleros nuevos, camionetas”; y adelantó: “Desde el miércoles va a comenzar a funcionar un destacamento en la zona de playa norte, French y Riobamba; que es una zona muy conflictiva, sobre todo con el crecimiento del delito en la zona de Guadalupe, un reclamo que vienen haciendo los vecinos permanentemente”.