“Era impresionante verlo jugar de chico, te hipnotizaba. Todas los chicos de las demás categorías, los padres, las familias, nos quedábamos a verlo; de boca en boca la gente avisaba a qué hora le tocaba jugar. Impactaba a la gente”, contó Augusto Salina a Infobae sobre su amigo Lionel Messi.

Ambos se conocían del barrio, de los clubes, de los picaditos después de los partidos o torneo infantiles. Pero con el correr de los años la vida le preparó cosas distintas a ambos. Lionel partió a Barcelona para dedicarle su vida al equipo Culé, mientras que Augusto se inclinó por la música. Hoy Salina es el lider de la banda de cumbia “Augusto y la Banda del Crack”, en honor a la “Pulga”.

El amigo de Messi sacó un tema para alentar a la Selección Nacional en su camino al Mundial. “Vamos por la Copa”, se titula la canción de la banda rosarina.