Polémica en Santa Fe por el monumento a Carlos Monzón

A 30 años del día en que Monzón asesinó a su mujer Alicia Muñiz, se abrió un fuerte debate en torno a la estatua que eterniza al boxeador sobre la costanera santafesina.

Hoy se cumplen 30 años del día mas oscuro en la vida del reconocido boxeador santafesino, Carlos Monzón. El 14 de febrero de 1988 la estrella deportiva, que nació en San Javier, se convirtió en femicida y abrió una grieta en la opinión pública.

Aquella madrugada Monzón, Alicia Muñiz (su esposa) y Maximiliano, el hijo de ambos, estaban en una casa en Mar del Plata. Pasadas las 6 a.m, el boxeador estranguló a su esposa y la tiró por el balcón del primer piso a la calle, provocando su muerte.

A partir de aquel momento la opinión de los ciudadanos santafesinos en torno a su figura encuentra posiciones enfrentadas, por un lado están aquellos que ignoran su vida privada valorando lo netamente deportivo, y del otro, quienes repudian que un femicida cuente con un monumento en la ciudad capital de la provincia.

El nuevo aniversario de aquella triste jornada reavivó el debate en las redes, y el colectivo de #NiUnaMenos hizo público el pedido porque la escultura, que se encuentra en la Av. Almirante Brown, sea retirada.

“No queremos monumentos a femicidas en Santa Fe”, expresaron vía Twitter.

DEJA UNA RESPUESTA